fbpx

Leyendas de té para el Día de San Valentín

El mundo del té está lleno de leyendas divinas, relatos fantásticos e innumerables historias de amor y amistad que buscan explicar el origen de todo tipo de hebras. ¡Sí!, querido lector, vamos a celebrar el Día del Amor y la Amistad descubriendo algunos de los más significativos relatos de la infusión de hojas y brotes de Camellia Sinensis, la planta del té. Fotos: Escuela Mexicana de Té.

3 leyendas de té

Guangzhou Milk Oolong

Entre las muchas leyendas chinas acerca del origen de este mítico té, nativo de las Montañas Wuyi, hay una que cuenta como la Luna se enamoró de un cometa que cruzaba el cielo nocturno. Tras su paso, el cometa se quemó y desapareció… En su dolor, la Luna sopló un viento frío a través de las montañas, valles y campos de té. Al día siguiente, los recolectores chinos descubrieron que el fresco viento había desarrollado un sabor dulce y lechoso en las hojas de té.

Ciertamente, el carácter aromático y gustativo de este excepcional té es el resultado de un cambio repentino de temperatura durante la cosecha de las hojas y brotes de Camellia Sinensis, un hecho poco frecuente pero realmente valorado por los productores locales. Típicamente, el Guangzhou Milk Oolong ofrece intensos aromas de orquídeas que se funden con crema dulce y frutos de hueso en taza.

Lejos de la fantasía y el romanticismo está el Jin Xuan, un té bastante nuevo en términos de historia del té, creado en la década de 1980 por la Estación de Investigación y Extensión del Té de Taiwán. Este singular varietal es popularmente conocido a nivel mundial gracias a su inconfundible aroma dulce y cremosidad en boca, que evocan mantequilla fundida, orquídeas y lácteos, características que le otorgan el nombre alternativo de “Milk Oolong” de Taiwán.

Lover’s Leap

En todo Sri Lanka la leyenda de Lover’s Leap es tan conocida que incluso llega a compararse con la tragedia de Romeo y Julieta. Se cuenta que un joven príncipe se enamoró de una hermosa joven plebeya. Cuando los súbditos del reino rechazaron la relación, el príncipe decidió huir con su amada hacia el Pidurutalagala, la montaña más alta de Sri Lanka, en la periferia de Nuwara Eliya.

El rey envió a sus soldados para traer de vuelta al príncipe al palacio, sin embargo, el amor por su compañera era muy grande. Los dos amantes se abrazaron por última vez, se tomaron de las manos y saltaron juntos desde un risco de la montaña. Si bien sus nombres son desconocidos, desde entonces la cascada que cae 30 metros desde la cima del Pidurutalagala es conocida como Lover’s Leap. Hoy día, se dice que cada gota de agua que cae por las rocas inclinadas del despeñadero es un elogio a su profundo amor.

Producido en Nuwara Eliya, una de las áreas más altas para cultivar té en Sri Lanka, caracterizada por su húmedo y cambiante clima, Lover’s Leap es un té negro de manufactura ortodoxa. Sus preciadas hebras producen una infusión de color cobre, con intensos aromas de frutos de hueso cocidos, miel, cítricos y recuerdos de eucalipto. El paso por boca es suave, con profundos matices cítricos y perfecto balance.

Huang Shan mao Feng

En la provincia de Anhui, la región productora de té más grande de China, se dice que un trágico romance dio origen a este mundialmente famoso té verde, también conocido como Yellow Mountain Hair Tip debido a la pequeña pelusa que cubre sus delicados brotes.

La leyenda cuenta que, durante la Dinastía Ming, un joven académico y una hermosa doncella se enamoraron. Un día, trabajando en los campos, la joven fue vista por un adinerado terrateniente local; su belleza era tan cautivadora, que el terrateniente decidió emplear todos sus recursos y poder para forzar a los padres de la joven a entregársela en matrimonio. La noche anteri2or a la boda, la doncella se escapó y se adentró a escondidas a la casa del académico, sólo para descubrir que había sido asesinado por su futuro esposo.

Días después la joven visitó la tumba de su amado y lloró incontrolablemente hasta convertirse en lluvia… El cuerpo del académico se volvió un árbol de té. Se dice que ése es el motivo por el que la región donde se cosecha el té Huang Shan Mao Feng es tan húmeda y sus árboles son frondosos durante todo el año.

Reconocido entre los 10 más grandes tés chinos y popularizado alrededor del mundo gracias a su expresión sensorial, el Huang Shan Mao Feng se reconoce fácilmente por sus aromas de flores blancas frescas, de durazno y chabacanos maduros, y delicados tonos herbáceos. En boca es ligeramente dulce, con notas de nueces y un final excepcionalmente refrescante.

Deja un comentario