En México, la cultura del té va en crecimiento. Desde hace más de 10 años, se han ido abriendo espacios dedicados al té en un ambiente gourmet.